Sinceridad, elegancia y buena materia prima en Asgaya

IMG_7157

Puntuación

No cabe la menor duda de que la oferta gastronómica de Madrid, es de las mejores de España, no sólo por el gran número de restaurantes, sino por la calidad de los mismos, no en vano, la rivalidad entre ellos es muy alta. Sin embargo, esta ciudad no deja de sorprendernos con nuevos descubrimientos, como nos ocurrió el pasado viernes, cuando conocimos Asgaya, restaurante asturiano situado en la zona norte de la ciudad.
Este restaurante perteneciente al Grupo Asgaya, hace realidad el sueño del asturiano, Manuel Fernandez, que ha querido dejar en Madrid su sello, a través de un elegante restaurante, en el que prima la buena materia prima.
Para acometer este difícil proyecto, Manuel no ha dudado en rodearse del mejor equipo posible, por ello podemos encontrar a profesionales de la talla de Luis Ángel Sanmartín, jefe de cocina, con una dilatada carrera, en restaurantes como el Hotel Palace, Cuenllaso Castellana 179. Como sommelier, se encuentra, María José Jurado, la cual ha desarrollado su carrera en restaurantes del nivel de Cabo Mayor o Puerta 57. Sin duda el carácter y profesionalidad de esta cordobesa, impregnan a Asgaya de una alegría especial.
En lo que a su cocina se refiere, hemos de decir que Asgaya, cuyo significado es abundancia, hace honor a su nombre, tanto en la calidad de la materia prima, como en la sinceridad a la hora de elaborar cada uno de sus platos.
Desde el primer momento que uno se sienta en Asgaya, se da cuenta de que se encuentra en un restaurante especial.
A nuestras llegada nos ofrecieron como aperitivo, un cocktail de Martini así como un excelente gazpacho de mora con frutas silvestres.
Dejándonos aconsejar,  comenzamos probando uno de los platos de los que más orgullosos se sienten, estas son las sardinas sin espinas, asadas, ahumadas con hierbas silvestres, sobre hogaza. Sin duda, tienen motivos para estar orgullosos, ya que el sabor que aporta el ahumado de hierbas sobre la sardina, es el mejor exponente de lo se denomina platos tierra y mar.
Continuamos con la lasaña de centolla cremosa con verduras, sobre crema de andariques (nécoras). En este plato se combina de manera excepcional la textura de la centolla, con el intenso sabor de la salsa de andariques, dando lugar a un plato muy agradable, con matices marinos muy marcados.
Dentro de sus ensaladas, probamos la de Queso Pitu con crujiente de pasta brick y brevas con queso de la tierra. Se trata de un plato que es capaz de aunar varias de las riquezas que la tierra asturiana nos da.
Como no podía ser de otra manera en un restaurante asturiano, probamos la clásica fabada, preparada con productos traidos cada semana desde Asturias y en la que destacaba una excelente morcilla de tineo, el sabor de esta fabada, nada tenia que envidiar a la galardonada fabada de Casa Marcial de Arrionda.
Antes de pasar a los postres y siguiendo las indicaciones del restaurante, probamos una clásica merluza a la sidra.
Como colofón a esta gran comida, tuvimos la duda de tomar el clásico arroz con leche o probar la famosa tarta de manzana caliente de Asgaya, finalmente y siendo originales optamos por la tarta y para acompañarla tomamos un vino dulce de manzana, de fuerte color óxido y profundo sabor, que maridaba a la perfección con la tarta.
En materia de vinos, Asgaya tiene una carta elabora con mimo, en la que los amantes de los buenos caldos, tendrán difícil decantarse por uno u otro vino, ya que la carta es extraordinaria. Por lo tanto lo mejor es que os dejéis aconsejar por María José.
Desde Gastrotxusan queremos dar las gracias a Asgaya, ya que su objetivo primordial es que el cliente se sienta agusto, mientras disfruta de una cocina autentica, sincera y de la más alta calidad.

www.restauranteasgaya.com
Calle Doctor Fleming, 52
91 353 05 87
40-50€

Nuestra Puntuación

Se el primero en comentar

Deja un comentario